Skip to main content
Mujeres antequeranas

Ana de la Vega Espadiña

By 8 de septiembre de 2021No Comments

El bisnieto materno de la chica del cable, Ana de la Vega, nos cuenta su historia de superación y esfuerzo en periodo de tiempo pasado

Fuente: Ntra Sra del Loreto

La vida de Ana de la Vega es todo un reto para su época. Es un claro ejemplo de mujer del siglo pasado, cuya trayectoria ha estado marcada por la rivalidad entre la familia y el trabajo. Una situación muy común para el sexo femenino en los tiempos pasado.

De la mano de su padre, Ana consiguió lo que sería su primer trabajo. 

Fue una de las primeras chicas del cable de Antequera, y de las primeras mujeres en trabajar en la oficina de Correos y telégrafo de la ciudad, donde su padre desempeñaba el cargo de director. 

La formación de Ana era envidiable para la época en la que se encontraba. Con afán de querer aprender más, consiguió cultivarse en el código morse, que sabía escribir y lo entendía a la perfección. Ello le sirvió para ser la mejor en su trabajo, siendo de las primeras en enterarse de las noticias enviadas por telegrama. 

Su faceta profesional culminó en el momento en el que formalizó su relación amorosa. Algo muy común de la época, dejó de trabajar al contraer matrimonio. Sin embargo, siguió haciéndolo desde su hogar, encargándose y dedicándose por completo a su familia. 

Su trayectoria es todo un ejemplo de superación en pleno siglo pasado. Desde una faceta u otra, ha conseguido liderar los distintos ámbitos en los que se ha desenvuelto. En Antequera, siempre será la Ana, la Chica del Cable.

¿Conocías a Ana de la Vega? ¿Te gustaría que fuese homenajeada en el Parque Verónica? ¡Rellena el formulario aquí!